¡Estamos online! ¿Te podemos ayudar?
Close

Últimos posts

Aceite de coco: mitos y verdades
Mucho se está hablando últimamente del aceite de coco y sus posibles efectos negativos para la salud. ¿Qué hay de...
en nov 5, 2018 | por F. Sanz
Suplementos pre-entrenamiento: eficacia vs. seguridad
Una nueva clase de suplementos dietéticos conocidos como suplementos pre-entrenamiento o pre-workouts ha despertado...
en ago 24, 2018 | por F. Koerich
Liv. 52 - ¿Por que ya no se puede vender?
Mucho se ha comentado en las últimas semanas sobre el producto Liv. 52, de la empresa india Himalaya Herbals, y su...
en ago 8, 2018 | por F. Koerich

Aceite de coco: mitos y verdades

Postado en: nov 5, 2018 | Autor: F. Sanz | Categoría: Nutrición y Suplementación

Mucho se está hablando últimamente del aceite de coco y sus posibles efectos negativos para la salud. ¿Qué hay de verdad en todo esto?

Aceite de coco: mitos y verdades

Mucho se está hablando últimamente del aceite de coco (sin añadir el adjetivo de extra virgen o no, que dejaremos de lado), y sus no posibles beneficios para la salud.

El aceite de coco tiene múltiples usos muchos de ellos relacionados con el cuidado del cuerpo, cremas hidratantes para la piel, piel, rostro, suavizantes para el cabello …hasta dar el paso a la nutrición humana y ser la base de muchos salteados de nuestras comidas.

No podemos obviar el hecho, y recientes estudios así lo confirman, de que el aceite de coco presenta un alto contenido en grasas saturadas:

 

Las grasas las podemos dividir en monoinsaturadas, poliinsaturadas o saturadas. ¿Qué pasa con las grasas saturadas? Ingerir grasas saturadas en exceso (más de una cucharada de café al día), suele conllevar un aumento de los niveles de LDL, lo que conocemos como colesterol malo, aumentando sus niveles en sangre y en las paredes arteriales. Al consumir un exceso de grasas saturadas, estás preparando una bomba de relojería para tu corazón y tus niveles de colesterol.

A pesar de ser un mimado entre youtubers e influincers del mundo de la belleza e incluso de la nutrición, el aceite de coco no cura ninguna enfermedad, ni es milagroso, ni debería ser considerado como superfood.

Algunos habréis oído hablar de los MCTs (aceites de triglicéridos de cadena media) cuyos efectos beneficiosos están más demostrados que el aceite de coco, no debemos considerar tal aceite de como como MCT pues sólo llega a una concentración del 45-53% en MCTs.

¿Pero entonces el aceite de coco es puro veneno y debemos tirar el frasco que tenemos en nuestra despensa? A pesar de que todavía faltan estudios a largo plazo y sus efectos en dietas bajas en hidratos son, por ahora desconocidos. De los estudios realizados, algunos sugieren ciertos beneficios metabólicos y en la seguridad cardiovascular pero, el incremento de los niveles de lípidos en sangre, producidos por el aceite de coco, es un hecho todavía innegable, y más amplios estudios, en lo que enfermedades cardiovasculares se refiere, deberían confirmar si abundantes cantidades de aceite de coco y aceite de coco virgen, suponen un verdadero riesgo para la salud cardiovascular. Mientras tanto no dejemos de usarlo, pero de forma moderada y combinándolo con el uso de aceite de oliva y otros aceites que tengan menos niveles de LDL (colesterol malo).

Comentarios (0)

Todavía no hay comentarios

Añadir comentario

Necesitas iniciar sesión par añadir comentarios.

Close